¿Cuál crees que es el conflicto histórico más olvidado de todos los tiempos?


LOS GANADORES DE ESTE CONCURSO SON CRISI, JULIA, ESTOY ARTO, JULIO Y LUIS MIGUEL. ¡ENHORABUENA!

Sorteamos entre vuestras respuestas cinco pósters de La imagen perdida, el documental que retrata el genocidio camboyano.

RGB-Poster-La-imagen-perdida-21X29

Entre 1975 y 1979 tuvo lugar el llamado Genocidio Camboyano, donde se calcula que murieron más de dos millones de personas, víctimas de los Jemeres Rojos. La mayoría de las víctimas pertenecían a la etnia jemer. El director de este documental, nominado a los Oscar como mejor película de habla no inglesa, Rithy Panh, vivió esta trágica experiencia, en la que perdió a sus padres y otros miembros de su familia.

“Durante muchos años he buscado una imagen perdida: una fotografía tomada entre 1975 y 1979 por los Jemeres Rojos cuando gobernaban en Camboya. Por supuesto que una imagen por sí sola no puede ser la prueba de un genocidio, pero nos hace pensar, nos fuerza a meditar, a registrar la Historia. La he buscado en vano en archivos, en viejos papeles, en las aldeas de Camboya. Hoy lo sé: esta imagen debe estar perdida. Así que la he creado. Lo que les ofrezco no es la búsqueda de una imagen única si no la imagen de una búsqueda; la búsqueda que permite el cine”.

La película es una adaptación de secciones autobiográficas del libro de Rithy Panh publicado en 2013, “La Eliminación” (Anagrama, Cróniucas nº 99), que narra la historia de su familia antes y después de que los Jemeres Rojos entraran en Phnom Penh. El 11 de Abril se estrena esta película documental, donde además el director ha tenido la audacia creativa de representar la historia con figuras de arcilla. Pintaza la película y precioso el cartel, de los cuales Abordar Historias Audiovisuales sortea cinco entre las respuestas a esta pregunta: Y tú… ¿Cuál crees que es el conflicto histórico más olvidado de todos los tiempos? Deja tu respuesta como comentario a este post. El correo electrónico es fundamental para que nos pongamos en contacto contigo, en caso de resultar ganador. El sorteo será aleatorio. ¡Esperamos vuestras interesantes conclusiones!

Anterior Y tú... ¿Has vivido alguna vez una pasión peligrosa?
Siguiente Las vacaciones eternas: Turismo+Vocación+Formación=Empresa

6 Comentarios

  1. 03/04/2014

    Yo expongo uno, que creo que nos atañe especialmente, el del Sahara Occidental.
    Aunque en África subsisten demasiados conflictos y guerras, este es uno de los de mayor relevancia geopolítica, que ocupa poco espacio en los medios y en la agenda internacional, excepto por las reuniones de entes de la ONU que infructuosamente buscan una salida.
    Como en conflictos similares, la solución parece sencilla en el papel pero es difícil en la práctica. Hay tal cantidad de obstáculos que requieren una magnitud de compromisos tan amplia, que la hacen inalcanzable, pues algunos tocan lo más profundo de la narrativa e identidad. ¿Ocurrirá lo mismo en el Sahara?

  2. 09/04/2014

    Por desgracia,del que voy a hablar no es un conflicto histórico sino muy actual, el Feminicidio, es el conflicto olvidado, el de la imposición de un sistema patriarcal, en sus múltiples formas:asesinatos, violaciones, mutilaciones a mujeres y niñas, pobreza, desigualdad… Este conflicto está en la historia presente en el resto de conflictos económicos o territoriales, raciales,religiosos.

  3. 11/04/2014

    Hay tantos conflictos olvidados que casi me da vergüenza participar en este debate en el que llevo días con ganas de decir algo. La actualidad me ha dado un argumento… es un conflicto que está ahí, tan cerca, que casi lo podemos captar con una pregunta al vuelo en una reunión de amigos. Esta mañana he leído en twitter que una pareja fue apaleada en Galicia. En los pueblos de España la homosexualidad y ya no digamos la transexualidad, son un tabú. Quizás los episodios de violencia física no son numerosos, pero son miles las mujeres y hombres que viven con pánico su sexualidad si es que han tenido la valentía de vivirla. ¡Stop homofobia, bifobia y transfobia!

  4. 15/04/2014

    Yo creo que no son las respuestas que buscabais porque nos estamos centrando en conflictos más que olvidados, que la rutina nos ha hecho sentir como que no fueran conflictos y sí que lo son. Me gustaría explicarme mejor, pero no sé cómo hacerlo. En esta línea, para mí el conflicto de los conflictos está ahí abajo, en el muro de la vergüenza español, con cuchillas para herir a personas que lo único que quieren es una vida más digna. De verdad, espero no estar vivo cuando se analice esto en los libros de historia dentro de 10, 20 o 50 años. Delante de mis hijos y de mis nietos no sabré explicar como toda una generación, la mía, fue capaz de permitir que un gobierno hiciera esa salvajada. Es para hacer una especie de Fuenteovejuna y plantarnos todos allí para derribar el engendro. ¿Qué cojones queremos proteger? ¿A qué estamos esperando?

  5. 22/04/2014

    Creo que los conflictos más olvidados son los más cercanos. Los que se dan en casa, colegio y comunidad. Pienso que detrás de cada uno existe, por desgracia, un lado oscuro que hace que la vida no pueda discurrir sin conflictos. Incluso el querer terminar con los conflictos nos crea más conflicto. Educamos a nuestros hijos en el conflicto de que se pasen la vida buscando la paz.

    Acto de imaginación: Si toda la humanidad por un día, hiciera un esfuerzo por ser un poco más humano con lo que tiene inmediatamente cerca y empatizase con todo lo que le rodea, incluidos animales y plantas, sería como una bomba nuclear de felicidad a nivel planetario. Inimaginable.

  6. 23/04/2014

    Esta épica batalla acontece en algún rincón del mundo. Por el bando de los malos, los libros digitales. Los buenos… los libros de papel. O por el bando de los buenos… los libros digitales… y de los malos ¿los de papel? “Pero… los de papel matan arboles”… dicen los tecnológicos… “Y los malos gastan energía y sus páginas no son biodegradables…” replican los clásicos. “Y en uno digital caben muchos de papel”, los tecnológicos no se rinden… “y además, para conseguirlos no se gasta gasolina”. “Tocado”, dice el clásico… “Pero sí se gasta gasolina… el aparato no vuela solo… y además como los tecnológicos sois tontos y siempre queréis el último modelo… ahí queda aburrido el viejo, que es nuevo, que es viejo, que sigue nuevo…”. “Yo me leí El Quijote y pesaba lo mismo que El banquete de Platón” “Pues mi Quijote huele a papel tintado y ese sí que es un aroma agradable… ¿a qué huele tu Jaiiiiipaz?”, “pues yo casi no gasto ya con las ofertas de amazon”, “pues yo nunca he gastado si no he querido… con las ofertas de la biblioteca de mi barrio” “Pues” “Pues” “Pues”…En medio de la cruenta discusión no se dan cuenta de que otro personaje escucha interesado… carraspea, y ambos lo miran: “Si el libro es bueno… lo importante es que lo leais… amigo clásico, tu siempre tendrás tú tesoro… que mata arboles, gasta gasolina, y ocupa un huevo… amigo tecnológico… ¿tienes un radiocasete? es que no sé donde escuchar esta cinta”. ¡Feliz día del libro, experpentos!