El aclamado simulador de Sega llega ya a su cuarta entrega, disponible en Xbox 360, PS3, Wii y Nintendo DS.

Danida360.- Lejos quedan aquellas revolucionarias ediciones arcade trasladadas magistralmente a Dreamcast a principios de década, que aún hoy se mantienen indistintas al paso del tiempo en multitud de salas recreativas. El recuerdo de su calidad también sigue vivo, algo que parece improbable que suceda de nuevo con este Virtua Tennis 2009, una suerte de remake de su predecesor, Virtua Tennis 3, que incorpora una nómina de jugadores actualizada y varias novedades.

Comencemos con lo positivo. Si nunca has probado un Virtua Tennis, te gustará. El espíritu de diversión rápida gracias a un control simple (la nota característica de la saga) sigue presente. La posibilidad de jugar con las mejores raquetas de la actualidad también es algo atractivo. Todos, ellos y ellas, están fielmente reflejados tanto en el aspecto físico como en el técnico, con el repertorio personal e intransferible de golpes. Además, se ha pulido algún detalle: los jugadores ya no se tiran al suelo cada vez que llegan forzados a una bola, algo que iba en detrimento de la jugabilidad.

Llegamos al lado oscuro. Han pasado más de dos años desde la salida al mercado de Virtua Tennis 3 y, gráficamente, la edición de 2009 es similar. La IA de los adversarios está mal calibrada: todo coser y cantar. Aburre de fácil. Y qué decir de la broma de una pelota que engorda y con estela… El realismo al traste.

Tirón de orejas a Sega, no por el juego en sí, sino porque se puede hacer mucho mejor.