“Super size me” de Morgan Spurlock


Texto de Isabel Jiménez Serrano

Morgan Spurlock refleja científicamente lo que está pasando con buena parte de sus paisanos: la obesidad es una causa de ingreso y muerte en Estados Unidos. Para averiguar qué es lo que está pasando, recorre el país buscando la opinión de diferentes especialistas, desde médicos a ejecutivos de publicidad, pasando por gente normal.

Además de hablar con expertos y partes interesadas, durante 30 días (con sus 30 noches) Morgan comió únicamente en restaurantes de la cadena McDonald’s. Desayuno, comida y cena a base de hamburguesas, nuggets y patatas fritas… Y si los cajeros le ofrecían el tamaño gigante de refresco, patatas, o hamburguesa, debía responder que sí.

La obesidad es una de las mayores causas de mortalidad en Estados Unidos. Y cada vez el número de obsesos es mayor. Se trata de una epidemia que no afecta tan solo a los adultos: los niños, desde el colegio, son empujados a un consumo salvaje de alimentos basura. El guionista y director pone en práctica un experimento para el que él mismo se convierte en su propia rata de laboratorio.

El documental cuenta el proceso de transformación del director y protagonista, que llegó a engordar más de trece kilos y vio peligrar su salud: se le dispararon la presión arterial y los niveles de colesterol y descubrió como esa alimentación ennegrecía su estado anímico: cambios de humor. Incluso sufrió la pérdida del apetito sexual.

Super size me es una reflexión sobre el efecto de seguir una dieta a base de comida muy fácil de conseguir, rápida y barata… adictiva y que mueve miles de millones de dólares al año.

Anterior «El Bosque» de M. Night Shyamalan
Siguiente "The ladykillers" de Joel y Ethan Coen